Buscar este blog

lunes, 28 de enero de 2013

Milenrama (Achillea millefolium)


La Milenrama pertenece a la familia de las Compuestas o de las Asteráceas (Asteraceae); desde los tiempos de los antiguos griegos se utilizaba con fines medicinales. Era una planta que todo soldado debía cargar para curar heridas y detener hemorragias por lo que era llamada Flor de soldado. Desde el siglo I Dioscórides le atribuía propiedades hemostáticas. El nombre del género Achillea deriva de una leyenda, que menciona que Aquiles por consejo de Venus, utilizó esta planta para curar al rey Telefos herido en combate.

No es una planta muy querida por los ganaderos pues cuando el ganado lechero la consume le provoca un sabor y olor desagradable a la leche y a sus subproductos.

En la actualidad, en Alemania está autorizado su uso como astringente, antiespasmódica, colerética y antibacteriana, mientras que la Farmacopea herbolaria británica la establece como diaforética, para estados febriles, catarros, molestias digestivas y externamente para inflamaciones de la piel y para cicatrizar heridas. Además, se utiliza en Veterinaria para el tratamiento de la mastitis del ganado y afecciones inflamatorias de la piel y anexos, como abscesos. Sin embargo hay numerosas investigaciones que revelan otras muchas aplicaciones terapéuticas de la Milenrama, y muchas otras aplicaciones tradicionales en muchos países.

Dentro de los usos comprobados experimentalmente resaltan como antiinflamatorio, aperitivo, eupéptico, colerético, hipoglucemiante moderado y antimicrobiano, hemostático, cicatrizante, diurética, antipirética, antoconvulsionante, estrogénica, uterotónica, hipotensora, nematícida, virucida (virus hepatitis B), antitumoral, protectora hepática, etc.

Como cultivo es sencilla, pues  basta dividir los pies o rizomas, pero suele comportarse como invasora en climas adecuados.

Puedes descargar el archivo pdf con toda la información en el siguiente link: Monografìa Milenrama

No hay comentarios: